16/12/09

Sebastián (Novela de una chica ilusa. Cap. 6)

¡Qué brutaaaaaa!

Ocurrió hace dos meses. Luego de echarle gasolina a Sebastián en la bomba (…), Yalo baja el freno de emergencia e intenta mover la palanca de Stop a la D y la palanca no se mueve. Yalo lo intenta con más fuerza y nada. Vuelve y sube y baja el freno de emergencia y lo intenta de nuevo. Nada. Si la palanca no se mueve no podrá arrancar. Le hace señas al chico de la bomba, que se asoma por la ventanilla, chequea la maniobra que ella hace, mira por todos lados el tablero del vehículo y comprueba que efectivamente la palanca no se mueve.
“Soy una analfabeta automovilística, no sé que le pasa”, le dice humildemente la Yalo. El responde “bueno, yo tampoco sé mucho de eso”, y se vuelve para atender a alguien del otro lado. No había nadie detrás de ella pero a Yalo la impaciencia y el miedo de hacer el ridículo le dio con echarse a reír. Una risa nerviosa, tonta. Intentó hacerle más fuerza a la palanca. No se movía. Blandengue hasta rayar la vergüenza, recordó aquellas prácticas de Tae Kwon Do que abandonó precisamente dizque porque le daba “pena” golpear a su oponente. Las necesitaba ahora. Nada. Dos años y pico de amores con Sebastián y nunca le había ocurrido algo así. No eso. Lo intenta de nuevo. Nada. Piensa, Yalo: ¿qué haces cuando debes viajar de madrugada y en la noche o cinco horas antes de salir no encuentras el pasaporte?, ¿dónde buscas ese libro que sabes que no has prestado y no lo encuentras ni en el baño, ni en el patio, ¡en ninguna parte!?, ¿cómo y dónde encontrabas los paquitos después de gritarle a todo el mundo en la casa que no toquen tus cosas? Piensa. Después de llorar y patalear siempre encuentras lo que buscas. ¿Cómo lo haces? Entonces Yalo respiró profundo, cerró los ojos unos segundos y pensó (sí, así como Pinky Dinky Doo) qué hubiese hecho si le quedaran segundos para actuar (a lo MacGyver). Abrió los ojos y se rió. Llamó al chico de la bomba (¿por qué lo habrá llamado, por qué extender tan vergonzosa racha?) y le dijo:
- Olvídalo, ya está. Mira, es que el vehículo estaba apagado.


-------
Relacionados
Mi colección de “Duartes” (Novela de una chica ilusa. Cap. 1)
¡Qué vergüenza! (Novela de una chica ilusa. Cap. 2)
El palacio de Borgellá (Novela de una chica ilusa. Cap. 3)
La chica estrallón (Novela de una chica ilusa. Cap. 4)

14 comentarios:

Rafael dijo...

Diablo Yalo, ahora sí. Pero el muchacho era mas bruto que tú. Que timbales.

Gigi en Gigilandia dijo...

Diache Yalo

Entre tú y yo no se sabe quien se gana el premio jajajajaja.
Ta buena esa!!!!!

Yalo dijo...

Seguro que yo, Gigi, lo que pasa es que algunas cosas son realmente vergonzosas, tanto que la gente debería pagar para saberlas.
Abrazos de finales de año.

Buuueno, Rafa. El miró el tablero y no dijo na... cuando viene a ver y es verdad que no sabía (¡ja,ja!).
Más abrazos,

Y.

Timoteo Estevez dijo...

yaniqueque, usted es una bruta de las primeras... pero ya me imagino... hay Dios mio... pobre sebastián....

Gigi en Gigilandia dijo...

Jajajaja Timo suelta a la Yalo.

Besos a los dos!!!

Ambioris Dela curvita dijo...

Diablo yalo tu esta buena de mandarte al arca de joel. jejejje. eso me acuerda de una vez que anadava en el motor de mi casa y se me apago y lo lleve al mecanico y el chamaco chequio todo y ya al final chequio el tanke y no tenia gasolina.

Yalo dijo...

Es bueno encontrar consuelo en otros en situaciones como esas, Ambioris. ¿Por qué deberían mandarme al arca de "Noé"? No entendí. A menos que sea por lo animal que fui (smile).
Abrazos,
Y.

Ambioris Dela curvita dijo...

Aqui en new york hay una estacion hispana y uno de los Djs se llama Joel Santiago y tiene en su programa una seccion que se llama el Arca de Joel en la cual la gente llaman y dicen " Animaladas" k la gente hacen y lo entran en el arca.

http://viewmorepics.myspace.com/index.cfm?fuseaction=user.viewPicture&friendID=117062186

Yalo dijo...

Ahhhhhhhh. Ya. Vale. Ups, espero que nadie llame y les hable de mi "animalada" (Je).
Abrazos,
Y.

Gigi en Gigilandia dijo...

Bueno Yalo............

Timoteo Estevez dijo...

jajajaajaja quiero muchisimo a yaloooo.... jajajaja pero Ambioris, jajajajaj hay Dios mio jajajaj yalooo... te quiero mucho mi hermana mi amiga... jajaj Gigi yalo es genial aunque cometa esas cosas, no les voy a decir ``animaladas´´ porque son simples errores, te quiero mucho mi amiga del alma.... saludos y feliz navidad...

Mariposa Tecknicolor dijo...

Querida Yalo:

Ha sido un placer enorme leerte.

¡Le pones nombres al coche y también miras Pinky Dinky Doo!

Gracias por tus visitas al blog, yo seguiré dándome mis vueltas por acá.

Muchos saludos y un enorme beso desde la capital mexicana,
Mariposa Tecknicolor.

MasterUser dijo...

Definitivamente no me arrepiento de visitar, siempre que puedo este Rinconcito de Yalo.

Un verdadero placer leer tus publicaciones y anécdotas.
Continúa como hasta ahora lo haces, alegrándole la vida a tus seguidores (incluso, Yo)hasta pienso poder conocerte algun dia.

Es bueno saber que te pueden pasar esas cosas, indica lo humano que eres.

Dr. Saint-Hilaire Lockward dijo...

Te pasaste!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...