29/5/10

¡Palomas al ataque!

Esta mañana, un grupo de turistas armó un verdadero show en el parque Colón. Resulta que llegaron al centro de la plaza justo cuando una chica dominicana le daba de comer a las palomas y al ver el lindo espectáculo comenzaron a tomar fotos y a filmar, metiéndose en medio del “nido” de aves. Y ustedes ya saben lo que hacen las palomas del parque Colón cuando sienten un movimiento de manos o huelen el maíz (no importa en qué parte de la cuadra se encuentren): se lanzan felices encima del que las alimenta, revolotean a su alrededor y no lo dejan ni caminar. Cuando las chicas turistas vieron que las palomas se les acercaban, las topaban, les pedían maíz, les hacían gracia… comenzaron a correr como locas, pegando gritos (en serio), hablando raro (ni en inglés ni en español) y provocando que todos voltearan a verlas y se rieran de ellas. Pero las palomas, en lugar de quedarse quietas las seguían, seguro imaginándose que se iban para regar maíz a otro lado. Y ahí comenzaban de nuevo las turistas a correr y a vocear, mientras los valientes del grupo las filmaban y les tomaban fotos. Algunas como que medio se reían, pero otras de verdad que parecían asustadas. “Mira eso, qué pendejas”, dijo H. Peralta, un parroquiano del parque “ciudadcolonialense” que hablaba conmigo en ese momento. “No puede ser que les tengan miedo a las palomas”. Yo no dije nada, pero pensé: ¿por qué no? Yo le temo a los lagartos, y dicen que no hacen nada. Y a los mosquitos, y a las arañas, y a los niños malcriados… Además, por ahí hay muchísimos animales que una no conoce. Ellas no estaban obligadas a conocer las palomas. A lo mejor y sólo las habían visto en fotos. Nadie sabe...

26/5/10

Y los elegidos fueron...


Santo Domingo Capital Americana de la Cultura 2010 ya tiene sus siete tesoros culturales materiales. Los elegidos, siguiendo el orden de votación, fueron: el Alcázar de Colón, la Catedral, la Fortaleza Ozama, el Museo de las Casas Reales, el Jardín Botánico, el Malecón y el Palacio de Bellas Artes. Siguieron en votación el Barrio Chino, la calle Las Damas, el Palacio Nacional y el Hospital San Nicolás de Bari.

P.D. Queja pública de la Yalo:
No puede ser. ¡El malecón y el Barrio Chino le ganaron a las ruinas de San Francisco y de San Nicolás de Bari! ¡Y a la casa de Duarte, y al Panteón Nacional, y al Hostal Nicolás de Ovando! No, no puede ser... (snif)

---
Relacionado:
Santo Domingo elige sus tesoros

23/5/10

Santo Domingo elige sus tesoros

Hoy termina la votación para elegir los siete tesoros que formarán el patrimonio cultural material de la capital dominicana

Yaniris López
Listín Diario


Como parte de las actividades Santo Domingo Capital Americana de la Cultura 2010, hoy domingo vence el plazo de votación para que los usuarios, a través de Internet, elijan los siete tesoros que formarán el patrimonio cultural material de la capital dominicana. El Bureau Internacional de Capitales Culturales, organismo que promueve la campaña, informó que el objetivo es promover y divulgar el patrimonio cultural material de Santo Domingo de Guzmán de una manera didáctica, pedagógica y lúdica y motivar la visita a los lugares seleccionados y elegidos. “También establecer nuevas rutas turísticas que permitan a los visitantes conocer la riqueza patrimo- nial de Santo D o - m i n go, a la vez que se promueve la participación ciudadana”.
Estas campañas de selección de patrimonios culturales materiales mediante votación ciudadana ya se han realizado en las ciudades españolas de Barcelona, Madrid y Badalona; en Brasilia (Brasil), Nizhny Novgorod (Rusia), Sarajevo (Bosnia y Herzegovina) y Asunción (Paragüay). ¿Cuáles monumentos y sitios engalanarán la lista dominicana?

Un rico patrimonio elegido por votación
Desde el pasado 3 de mayo hasta hoy, 27 de los más emblemáticos monumentos y enclaves de la ciudad de Santo Domingo se disputan un puesto en la lista de su patrimonio cultural material. La votación se realiza exclusivamente llenando un formulario disponible en la página cac-acc.org del Bureau Internacional de Capitales Culturales. Según las indicaciones del sitio, se puede votar por una, dos, tres, cuatro, cinco, seis o siete candidaturas. “Lo que no se puede hacer es votar más de una vez la misma candidatura. Si se desea votar más de una candidatura se debe rellenar el Formulario de Votación cada vez que se emite un voto”, señalan.
Además, exhortan, es obligatorio completar todos los apartados del formulario excepto el apartado “comentarios”, que es opcional.

Candidatos a patrimonio cultural material
Son 27, la mayoría ubicados en la Ciudad Colonial: el Alcázar de Colón, la alcantarilla colonial, el Altar de la Patria, el Barrio Chino, las calles El Conde y Las Damas, la casa de Juan Pablo Duarte, la Casa de Tostado, la Catedral Primada de América, la ceiba de Colón, el Faro a Colón, la Fortaleza Ozama, las ruinas del Hospital San Nicolás de Bari, el Hostal Nicolás de Ovando, la Iglesia del Convento de los Dominicos, el Jardín Botánico, el Malecón, las ruinas del Monasterio de San Francisco, el Museo de las Casas Reales, el Palacio Consistorial, el Palacio de Bellas Artes, el Palacio Nacional, el Panteón Nacional, el Parque Independencia, el Parque de los Tres Ojos, las Reales Atarazanas y la urna original de los restos del almirante Cristóbal Colón.

21/5/10

De visita en la Casa de Duarte. ¡Qué comparones!

----
Miren los gestos, como si realmente estuvieran "empapados" del tema, tomando fotos con "sus" celulares, escudriñando con las caritas, anotando antes de entrar. ¡Qué lindos, la verdad!

20/5/10

Propone cambio radical en la Ciudad Colonial (2)

“No debemos asustarnos por lo atrevidas que puedan parecer (las propuestas) y las implícitas deducciones de un indeseable irrespeto hacia nuestro Centro Histórico como Patrimonio de la Humanidad”

Yaniris López
Listín Diario

De cara al mar
En lo referente a las áreas verdes, Franco propone que se libere la parte de la Ciudad Colonial comprendida entre la Palo Hincado y la Paseo Presidente Billini (ver infografía) para que la perspectiva de la ciudad se abra al mar.
“Se hace necesario rescatar el concepto de ciudad abierta al mar como parte de los fundamentos de su propia fundación y de su primer desarrollo. No se trata del puerto apoyado en el río, se trata de abrir las perspectivas urbanas hacia el mar”, explica, y señala que la ciudad española de Barcelona tenía el mismo problema, pero que aprovecharon la celebración de los Juegos Olímpicos de 1992 para liberar una zona del centro histórico, reacondicionar viviendas y construir otras más modernas, manteniendo la unidad urbana.
“Aquí no habría problemas porque esa parte no era parte de la Zona Colonial, se asentó a finales del siglo XIX y en el siglo XX, sobre todo, y no hay nada de la colonia; cuando lo planteé la comunidad brincó”, expresa el arquitecto.
Como la mayoría de los que viven en las viviendas son dueños, se podría acordar con los inquilinos la construcción de cinco o seis edificios que armonicen con la zona, sugiere.
Lo ideal, dice, sería que un promotor privado se encargara de armonizar con los inquilinos y entre todos crearan una compañía por acciones con el valor de sus viviendas. El promotor se encargaría de rescatar las viviendas y entregarle al Gobierno el parque con los edificios.
¿Se puede? ¿Es viable? “Claro que se puede, se hizo en Barcelona”, responde Franco. Ese sería el gran pulmón de la Zona Colonial, del que actualmente carece, manifiesta.

Una propuesta para discusión

Franco aclara que sus formulaciones no forman parte de un proyecto, sino de una propuesta para discusión cuya ejecución dependerá de la voluntad política. Admite, incluso, que algunas de las recomendaciones parecerán atrevidas e irreverentes respecto del tradicional enfoque que se hace de nuestro patrimonio monumental.
“No debemos asustarnos por lo atrevidas que puedan parecer y las implícitas deducciones de un indeseable irrespeto hacia nuestro Centro Histórico como Patrimonio de la Humanidad”, asegura. “En otras ocasiones he planteado el mérito de las mismas comparándolas con los resultados alcanzados en otros Centros Históricos mucho más antiguos que el nuestro y con más dificultades técnicas que nuestro caso”.
Además, sigue, no importa el tiempo que se tome finalizar la propuesta, dada la envergadura y la organización empresarial que requeriría. Lo importante, en todo caso, es que genere beneficios a la comunidad y a la actividad turística, concluye.
El Instituto Dominicano de Planificación Territorial fue creado en el 2009 con el propósito de crear en la ciudadanía una cultura de planificación de territorio que se forme desde las juntas de vecinos. Entre sus miembros figuran renombrados arquitectos y urbanistas del país como Rafael Tomás Hernández y Eugenio Pérez Montás.

-----
Relacionado:Propone cambio radical en la Ciudad Colonial (1)

19/5/10

Propone un cambio radical en la Ciudad Colonial (1)

Leopoldo Franco somete a discusión pública una propuesta de transporte y paisaje para el centro histórico de Santo Domingo

Yaniris López
Listín Diario
Santo Domingo.- El arquitecto dominicano Leopoldo Franco dice que, con toda y su belleza e importancia histórica, la Zona Colonial está desconectada del resto del tejido urbano de la ciudad. Que la inseguridad, la multiplicación de comercios y áreas sin concepto urbanístico y, sobre todo, la falta de estacionamientos, impiden que locales y turistas disfruten al máximo de sus atractivos y de los servicios que allí se ofrecen.
Y propone soluciones para hacerla viable, para convertirla en una zona en la que, por la calidad de su entorno, “se vuelvan a establecer residencias familiares de una población joven y entusiasta de trabajadores, artesanos, profesionales, poetas, pintores y comerciantes que se valgan de comunicaciones de transporte rápido y eficiente, de estacionamientos soterrados en toda el área, de escuelas adecuadas para sus hijos, de centros de salud primarios idóneos, de seguridad y de sana diversión en el deporte”, sostiene Franco. ¿En qué consiste su propuesta?

En transporte
Franco, presidente del Instituto Dominicano de Planificación Territorial, manifestó sus inquietudes durante su participación en el foro Sociedad, desarrollo y organización urbana, organizado por la institución que preside y la fundación Flor para Todos.Para mejorar el tránsito en La Zona, sugiere recurrir a los estacionamientos soterrados y a túneles que podrían forman parte de una futura línea del Metro de Santo Domingo. Entre sus planteamientos, propone la construcción de estacionamientos soterrados de tres niveles (con accesos también soterrados) por medio de túneles en diferentes sitios con una capacidad potencial de unos 4,500 automóviles. Estos estacionamientos tendrían acceso a partir de cuatro vías principales: desde la avenida Del Puerto, desde el Paseo Presidente Billini, desde la avenida Mella y desde un túnel a construirse debajo de la calle Duarte, explica.

Túneles y microbuses
Dos ejes de conexión vía metro correrían paralelos a las calles El Conde y Duarte como parte de la propuesta urbanística del arquitecto Leopoldo Franco. La vía soterrada de la Duarte comenzaría en el malecón y saldría al Barrio Chino, proveyendo de parqueos soterrados a los que se accederá desde la misma avenida subterránea.
“Esta infraestructura estaría apoyada en un parque de microbuses eléctricos que permitiría la distribución en superficie sobre calles a las que le habrán sido eliminadas las aceras, como ha sido propuesto en diferentes ocasiones”.
Franco también sugiere rehabilitar la avenida Mella (norte) y la Palo Hincado (oeste) para darles capacidad de flujo organizado.
Incluso la parte fea de la propuesta parece tener sentido, según el arquitecto.
Como algunos estacionamientos tocarán puntos emblemáticos de la Ciudad Colonial, como la fortaleza Ozama, el parque Colón y el entorno del Alcázar, dice que la recomposición de lugares y monumentos (esculturas, por ejemplo) es muy recurrida en arquitectura y que no provocaría daños al patrimonio. El propósito final sería eliminar el estacionamiento superficial de vehículos en La Zona a ras de calle, de manera que los peatones puedan “circular” como los verdaderos protagonistas de las vías, regocijarse en sus áreas verdes y llevar una vida con calidad en sus entornos.
“¿Te imaginas la ciudad así? ¡Una belleza!”, sonríe Franco. Y va más allá. Asegura que la calle El Conde podría unirse a la avenida de El Faro a través de un puente o túnel que atraviese el río Ozama, porque están prácticamente alineadas. El túnel o puente pasaría por el punto más estrecho del río, de apenas 220 metros.

-----
Relacionado:Propone cambio radical en la Ciudad Colonial (1)

17/5/10

Clasificado de El Caribe (1ro. de junio de 1953)


------
P.D.: La fecha al final de cada clasificado indicaba el día que caducaba el anuncio. Yolan pregunta cómo d... se ponen "largos" unos zapatos que te queden "cortos".

16/5/10

¡Vaya foto! (Novela de una chica ilusa, cap. 8)

Se vio allí llena de lodo, hecha un trapo...

------
A la Yalo le gusta mucho anotar cuando asiste a una conferencia, curso o seminario. Sus favoritos son los relacionados con turismo sostenible y medio ambiente. Se la pasa escribe que te escribe. Anota cifras, datos, curiosidades… para luego comparar, analizar y poder decirles a las autoridades, con “autoridad”, que no sabe en qué invierten el dinero de los contribuyentes. Casi ni levanta la cabeza salvo para ver las diapositivas y seguir anotando. Jíbara y “mongola” como es, no pregunta mucho, ni discute, ni participa como debiera en los paneles (cómo envidia la capa invisible de Harry Potter). Pero hace unas semanas lanzó un resoplido tan grande durante un curso en (…) patrocinado por (…) que todos se voltearon para ver su cara y luego se echaron a reír. Ustedes también hubiesen pegado un respingo si, en medio de una interesantísima ponencia (dictada por una investigadora genial, extranjera, que mantenía a la Yalo escribe que te escribe y a los demás embelesados, todos gente “importante” y conocedora del turismo sostenible en el país) hubieran visto lo que vio la Yalo al levantar la cabeza de repente, justo cuando la investigadora daba inicio al tema de turismo de naturaleza.
Se vio allí, en la diapositiva, llena de lodo, hecha un trapo... vista por todos los que participaban del curso. La imagen mostraba los momentos siguientes en que un mulo casi la mata, en el año 2006, cuando subía el pico Duarte. La foto fue una de las primeras que subió a su blog hace tiempo y, aunque se supone que el contenido del blog tiene copyright (¡ja, ja!), ella (la Yalo) no se molestó al ver la foto, pero sí que le dio una vergüenza del diañe cuando todos voltearon y la compañera que tenía al lado dijo: “Es que ésa es ella”. Y la jíbara de la Yalo tuvo que contarles a todos lo que había pasado en aquella ocasión. De cómo ella no sabía que a los mulos del pico Duarte no les gustan las zanjas complicadas, ni el lodo, y los evitan cogiendo por otro lado, así sea una orillita de suelo entre un precipicio y una trinchera; y que al ver que el mulo iba derechito al barranco, ella no sabe de dónde sacó fuerzas y lo haló hacia el otro lado, cayendo los dos en la cuneta, con la buena suerte de que el mulo cayó “despechurrao” en la zanja más honda y ella en la de más arriba.
Y por eso conserva la foto, para recordarse a sí misma que lo que ocurrió allá arriba fue un milagro, porque cabían todas las posibilidades de que ambos cayeran en la misma zanja y de que el mulo le cayera encima…
Ufff, da escalofríos pensarlo.

----
Relacionados
En el consulado (Novela de una chica ilusa, cap. 6)
Sebastián (Novela de una chica ilusa, cap. 5)
La chica "estrallón" (Novela de una chica ilusa, cap. 4)
El palacio de Borgellá (Novela de una chica ilusa, cap.3)
¡Qué vergüenza! (Novela de una chica ilusa, cap. 2)
Mi colección de "Duartes" (Novela de una chica ilusa, cap. 1)

13/5/10

Una ruta cultural para conocer La Altagracia

“No se les ocurra nunca decirle paso fino al paso higüeyano”, advierte a los visitantes Severo Morales, presidente de la Asociación de Caballos de Paso Higüeyano, fundada en el 2002.

Yaniris López
Listín Diario

Higüey.- Dos recorridos muestran al viajero el legado cultural de la provincia La Altagracia. En el municipio de Higüey: la Basílica de Nuestra Señora de La Altagracia, la iglesia de San Dionisio, el obelisco, el Pozo de la Virgen, las Tres Cruces, los parques del pueblo, los caballos de paso higüeyano y las casas victorianas del distrito municipal La Otra Banda.
En el municipio de San Rafael del Yuma: la casa fuerte de Ponce de León, conquistador de Puerto Rico, y los yacimientos arqueológicos, ojos de agua, bosques y tradiciones centenarias de la Punta de Bayahíbe, el pujante distrito municipal pesquero en el que conviven armónicamente modernos complejos turísticos y modestas casas típicas, grandes barcos de pasajeros y yolas de vela utilizadas para la pesca artesanal.
El arquitecto Rady Cedano es el creador y primer anfitrión de la ruta de La Altagracia. Es miembro del Cluster Turístico de la provincia y un gran conocedor de su cultura, gente y geografía. Cedano creó la ruta como parte de las actividades ofrecidas a los participantes de la Primera Conferencia Mundial sobre Clusters Turísticos y Competitividad celebrada en abril en Bávaro, Punta Cana, por el Instituto de Competitividad (TCI, en inglés) y organizada en el país por el Consejo Nacional de Competitividad (CNC).

De Higüey a San Rafael del Yuma
La ciudad de Higüey invita a caminar. Grande y bonita, es difícil perderse entre sus calles. Desde cualquier punto del centro, el arco ovalado de la Basílica de La Altagracia sirve de referencia al visitante, y en cualquier esquina aparece un parque o un punto donde parar y descansar.
Cedano asegura que el diseño de la ciudad es original y adecuado para pasear, por lo que motiva a los turoperadores a insertar sus muchas opciones culturales en sus paquetes. Eso, más “una buena política social y la unidad de criterios de todos los que trabajan el turismo”, hará florecer las ofertas culturales en la provincia, sostiene.

San Dionisio y el Pozo de la Virgen
La avenida Agustín Guerrero conecta la Basílica con la pequeña iglesia de San Dionisio, el primer hogar del cuadro de la Virgen de La Altagracia. Construida en 1512, es una de las primeras iglesias de América. Está ubicada en un costado del parque central. En su frente se conserva la Cruz del Perdón y muchos peregrinos siguen la tradición de hacer penitencia salvando la distancia de la cruz al altar de rodillas.
Fuera de la iglesia, y en medio de una calle, está el Pozo de la Virgen. Cuenta la leyenda que allí surgió un brote de agua que sirvió para sofocar un incendio que amenazaba la iglesia, por lo que está considerado como un milagro de la protectora.
Desde un extremo de esta calle es posible ver la iglesia de San Dionisio, el Pozo de la Virgen, la Cruz del Perdón y el arco de la Basílica. En los últimos años ha crecido el apoyo a un proyecto que procura convertir los aproximadamente 500 metros de la avenida Agustín Guerrero que separa los dos templos en una calle peatonal.

La Basílica
El monumento religioso más visitado del país es la principal atracción cultural de la ruta. Su historia, detalles interiores, pinturas y vitrales deslumbran tanto como la majestuosidad arquitectónica de su fachada. Tocar el cuadro de la Virgen de La Altagracia, caminar por los pasillos exteriores, escudriñar la pintura de Vela Zanetti y los relieves de su puerta de bronce bañada en oro forman parte del paseo, aunque es posible que nunca le dejen contar las 500 hojitas de cedro donde reposa el cuadro y que representan las ramas del naranjo donde, según la leyenda, fuera encontrado en más de una ocasión. El árbol fue tallado en México. La Basílica fue inaugurada en 1971 y bendecida por el papa Juan Pablo II en 1992. Si visita el templo a mediados de agosto, se topará con una de las más lindas tradiciones dominicanas: la fiesta de Los Toros de la Virgen, cuyos miembros montan a caballo, usan uniformes especiales y entonan cantos en honor a la patrona.

La elegancia del caballo de paso higüeyano
Higüey es tierra de caballos. Y de unos muy especiales. Los ejemplares que se pasean por los potreros de la Asociación de Ganaderos de Nisibón (Agani), en La Otra Banda, saben que los están observando y se muestran altivos y elegantes.
“No se les ocurra nunca decirle paso fino al paso higüeyano”, advierte a los visitantes Severo Morales, presidente de la Asociación de Caballos de Paso Higüeyano, fundada en el 2002.
¿Por qué? Porque el caballo de paso higüeyano tiene sus propias características, únicas en el mundo, producto del cruce de varias razas que lo afinaron y dieron como resultado un ejemplar brioso, resistente, cómodo, de buena alzada y manso, explica. Su paso tiene 4 tiempos isócronos (que suenan igual) pero más lento que otras razas. Son elegantes por naturaleza. El montador va muy cómodo y no tiene que hacer el recurrido movimiento de “spring”.
“Un gran equipo de hombres y mujeres agrupados en la Asociación estamos afinando aún más nuestros ejemplares; hoy somos una modalidad en el andar, la estamos cerrando genéticamente con presteza y eficacia para que un día, en un puntito de Quisqueya, llamado Higüey, el mundo se entere de que existe una raza de caballo paso dominicano”, dice Morales. Mientras, ¡cuánto se disfruta la exhibición y se aprende de caballos en Higüey! En especial de lo mucho que se parecen las yeguas a las mujeres.

Museo Ponce de León
A 24 kilómetros de Higüey, en el municipio San Rafael del Yuma, la casa de piedra y mampostería de Ponce de León, conquistador de Puerto Rico, espera a los visitantes.
La casona, rodeada de un fresco jardín, fue construida en 1505 y allí vivió Ponce con su esposa Leonor y sus tres hijas hasta 1508. Puerto Rico patrocinó la restauración de la casa en 1970 y el Ministerio de Cultura dominicano la dotó con mobiliario original de la época traído del Alcázar de Colón.
La carretera que conecta Higüey con el museo merece más de una fotografía, y los chicos que atienden a los visitantes, oriundos de San Rafael del Yuma, son de lo más atentos y responden cualquier pregunta sobre el lugar, abierto de 10:00 de la mañana a 4:00 de la tarde, de martes a domingo.

La Punta de Bayahíbe
El recorrido cultural por la Punta de Bayahíbe muestra el rico legado cultural de este distrito municipal pesquero ubicado al suroeste de la provincia. ¿Qué incluye? Un yacimiento arqueológico fechado en el año 2000 antes de Cristo, una antigua iglesia fundada en 1925 y consagrada por el arzobispo Monseñor Nouel donde se venera la imagen de la Divina Pastora; una visita al milenario bosque de Pereskya quisqueyana (Rosa de Bayahíbe), planta endémica en peligro de extinción que sólo crece en este lugar; las yolas de vela utilizadas en la pesca artesanal y la popular alfarería de la zona.

11/5/10

El framboyán del año 2009

Se acerca la época urbana más linda del año, esos meses en los que las ciudades (y las carreteras) se tiñen de rojo y nos ofrecen uno de los más lindos espectáculos florales que pueda existir sobre la tierra. ¡Adivinaron! ¡Por ahí vienen los framboyanes!
El año pasado nos lanzamos a buscar el framboyán más lindo y frondoso de República Dominicana. Avic, Yalo y Eliú enviaron sus fotos. Algunos, como Alexéi, veían los framboyanes, dizque andaban sin cámaras o no alcanzaban a tomar la foto porque se desplazaban muy rápido y por eso no participaron (gracias por la intención, de todas formas).
Bien, la mayor cantidad de visitas a Flirck la recibió la foto de Avic tomada en la avenida Núñez de Cáceres con 30 de Mayo (alrededor de 53 vistas) y le siguió la enviada por Eliú Gómez (de keseyoke.com ) y tomada por Gloria Guerrero en San Pedro de Macorís (51 vistas).
Yalo insiste en que el framboyán más lindo fue el de la Juan Enrique Dunant con Paseo de los Periodistas (ejem), pero no recibió tantas visitas como esas dos. Como no es justo que existan framboyanes más lindos por ahí y haya quien piense que publicamos unos flejes de matas, la convocatoria no está abierta para este año, pero si quieren pueden enviar sus fotos a yalodominicana@gmail.com y con gusto y humildad (qué dramatismo el de la Yalo) las publicaremos y las votaremos. Abrazos tristes porque se fue abril, y alegres porque ya llegan los framboyanes.
Y.